LICENCIATURA 2006 - 
LICENCIATURA EN ARTES ESCENICAS PARA LA EXPRESION DANCISTICA
 
Particularidades del modelo de competencias para la licenciatura en artes escénicas para la expresión dancistica


Ismael García Ávila
Profesor del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño

Las prácticas educativas y artísticas del fenómeno académico dancistico se constituyen a partir de lo que aquellos que la conforman pueden aportar a su engrandecimiento y consolidación. El contexto educativo de la licenciatura en Artes Escénicas para la Expresión Dancistica conlleva la formación integral de los artistas escénicos universitarios, quienes habrán de definir la naturaleza de nuestra existencia profesional como proyecto educativo con la producción de bienes culturales, por medio del modelo formativo basado en las competencias profesionales en el campo de las artes escénicas, a través del discurso escénico holista e integrador.
El programa educativo de la Licenciatura en Artes para la Expresión Dancistica posibilita el desarrollo y adquisición de conocimientos corporales, artísticos e intelectuales, rasgos que han logrado dar identidad a la vida académica de la danza universitaria y son los futuros constructores del imaginario artístico regional que tiene un impacto social a nivel nacional.
El programa contempla dos modalidades dentro del sistema de créditos: el nivel licenciatura con los ejes especializantes de danza folclórica y contemporánea y esta ultima con especialización en coreografía. Para obtener el grado de licenciatura deberán cubrirse un mínimo de 414 créditos; para el de técnico superior universitario, un mínimo de 238.
El enfoque metodológico y educativo se basa en las competencias dancisticas profesionales, en las cuales el aprendizaje previamente adquirido antes y durante el proyecto educativo se potencia para el pleno desempeño productivo de los estudiantes. En ellos la estructura curricular desarrolla habilidades cognitivas que contemplan actitudes, aptitudes y destrezas sensoriales y motoras que posibilitan la actividad dancistica; son orientadas hacia una función especifica que perfila el desempeño profesional del estudiante hacia un ámbito mas o menos concreto, donde la polivalencia, la flexibilidad, la pertinencia y factibilidad, además del énfasis en lo básico, son el eje rector de la educación integral.
El perfil de los licenciados en Artes para la Expresión Dancistica facilita especializaciones sucesivas con mayor capacidad de adaptación y versatilidad, creando profesionales polivalentes que pueden adaptarse a diferentes contextos. Asimismo, tiende a perfeccionarse y reconvertir sus competencias, como una plataforma de su educación, donde sus habilidades cognitivas en los diferentes géneros dancisticos se evidencian en las prácticas profesionales hacia la ejecución o resolución de problemas por medio de la propuesta escénica creativa e innovadora.
El proyecto educativo contrapone los paradigmas de la producción escénica tradicional con la simultaneidad entre pensamiento y acción, frente a los conceptos preconcebidos de la filosofía de las artes cinéticas. Dichos postulados ayudan a entender las manifestaciones dancisticas en torno al devenir historiográfico, productivo, creativo y teórico-filosófico de la ciencia de la danza, ya que siempre es necesario tender puentes filosóficos que no solo permitan ver al cuerpo desde el plano de lo físico, sino como un ser-cuerpo; esto es, la vinculación de la teoría con la práctica.
Las particularidades que hacen interesante el modelo educativo de la licenciatura en Artes Escénicas para la Expresión Dancistica, con el eje especializante en danza folclórica, contrastan con la concepción paradigmática tradicional que comúnmente subdividía las manifestaciones dancisticas tradicionales de México por regiones o zonas geográficas. En esta malla curricular, la codificación técnica para articular las unidades de aprendizaje se hizo a partir del análisis de la composición musical y la estructuración de los géneros musicales que denotan y determinan una forma y estilo de interpretación técnica de las danzas tradicionales y los bailes mestizos, y por ende brinda una identidad social a las regiones culturales.
Se contemplan once unidades de aprendizaje que atienden las particularidades antes mencionadas: técnicas de sones y jarabes de marimba; técnicas de la polka, shotis y redova; técnicas de las chilenas y gustos; técnicas de sones y jarabes con arpa grande; técnicas del huapango; técnicas de sones y jarabes con banda; técnicas de sones y jarabes con mariachi; técnicas de sones y jarabes con orquesta; y además dos unidades que contemplan la ejecución de danzas tradicionales del genero de danzas de conquista y danzas de moros y cristianos.
En el eje especializante de danza contemporánea se retoma la técnica Graham como eje formativo, lo que fundamenta un discurso técnico integral que posibilita mayor calidad en el movimiento corporal. Esto, apoyando con los ejes de concientizacion y expresión dancistica y los estilos interpretativos de las técnicas Limón, Laban y Humphrey, así como los elementos de composición, hace posible entender los diferentes movimientos dancisticos contemporáneos, donde prepondera la energía expresiva corporal mediante la importancia del ser interno, vectores que forman interpretes integrales y sensibles al fenómeno dancistico contemporáneo o a la creación coreográfica, como una especialización mas.
Estas habilidades de competencias estilísticas y genéricas en la técnica, aunadas a los módulos de proyectos artísticos, investigación histórico-social de la cultura, expresión, producción y distribución de la obra artística, técnica y herramientas complementarias para la escena, teoría y técnica para la interpretación dancistica, practicas escénicas y formación abierta, complementan y articulan un proyecto holista que pretende formar artistas integrales y críticos capaces de transformar su realidad social mediante la ejecución e interpretación de su obra dancistica, pues son ellos los encargados de recrear el imaginario artístico mexicano.


* CUAADERNO
La vida de una escuela de arte a cincuenta y cinco años de su creación
Noviembre 2008 (Numero especial)
Pág. 47 y 48
© 2018 Edgar NO